No es nuevo que el home office ya existiera, pero con la situación por la que estamos pasando todos ha incrementado la modalidad de trabajar en casa. Trabajar en casa puede ser muy estresante o al contrario puede hacernos sentir felicidad.

Aunque tenemos varias ventajas como despertarnos un poco más tarde y no hacer recorrido por llegar a la oficina y estar en la comodidad de nuestra casa, muchas veces compartiendo con la familia, pareja, hijos, etc. Pero sobre todo estar en comodidad de nuestra pijamas. Pero aunque veamos más ventajas que desventajas en ocasiones puede volverse en nuestra contra, porque ahora trabajamos más incluso no nos tomamos los momentos para almorzar o no tenemos una pausa activa para movernos de nuestro sitio. En otras ocasiones nos cuesta trabajo pararnos de la cama, nos distraemos fácilmente con el celular y pasamos más horas en redes sociales.

A pesar de que mostramos más “comodidad” al estar en casa de pronto necesitamos nuestro propio espacio laboral sin ruido del exterior, pero no es lo mismo estar en ambiente laboral que en un ambiente familiar. Incluso las interferencias del Internet, nuestras mascotas y familia es un tanto incomodo al momento de realizar nuestras actividades.

La función principal de esta mini guía es para que puedas trabajar mejor y te sientas bien contigo y las actividades que realizas todos los días.

 

TIPS

1.ORGANÍZATE: Avienta la pijama bien lejos y alístate como si fueras a salir de casa, bañarte te ayudara ha que te sientas con mucha más energía.  Eso hará que cambies el chip de tu cabeza.

 

 2. CREA UNA RUTINA: Trata de hacerte una rutina, como levantarte temprano hacer un poco de ejercicio, desayunar y arreglarte un poco.

 

3. CREA UN ESPACIO DE TRABAJO: Intenta que donde te instales para hacer tus actividades sea cómodo, con una buena iluminación y que no interfiera tanto el ruido, pero sobre todo con buen acceso al Internet. Igual le puedes sumar poniendo un ambiente de decoración de tu agrado algo donde te mantengas inspirada.

 

4. PLANIFICA: Haz un listado de tareas que tienes que hacer durante tú día. Puedes iniciar con las que tienen más prioridad y dejar al final las que no son tan importantes.

 

5. TOMA UN DESCANSO: No olvides tomar un descanso de 5 minuto o 30 minutos cada hora, para que no te satures y no tengas estrés. Recuerda que los bloqueos mentales también hacen que no puedas tener un mejor desempeño en tus actividades y esto hace que no lleguen tus ideas más rápido. Puedes escuchar un poco de música para inspirarte.

 

6. EVITA LAS DISTRACCIONES: Este punto es super importante, recuerda que tienes un horario de entrada y de salida, así que evita quedarte más tiempo de lo debido. Es importante que respetes y te enfoques en tu trabajo para que al final no tengas actividades pendientes.

 

OJO AQUÍ. Es normal que unos días estemos motivados y otros no y debido ha eso no tengamos ganas de trabajar. Pero calma trata de respirar y tomar energía. Si tienes tiempo libre puedes adelantar trabajo ó bien, si realmente te sientes sin energía y cansado lo mejor sera que te dediques a ti.