Dieciocho meses esperó la comunidad LGBT en Costa Rica para que el calendario marcara “26 de mayo”, fecha en que la Corte Constitucional decretó que borraría un artículo del Código de Familia que impide los matrimonios entre personas del mismo sexo.

La vicepresidenta de Costa Rica, Epsy Campbell, aseguró este lunes que Costa Rica dará el martes “un paso hacia la igualdad” con la entrada en vigencia del matrimonio gay, y que confía en que la sociedad aprenderá a ser más respetuosa.

“Es un paso en materia de igualdad y no discriminación. Es un día en que se camina en la tarea que tenemos en el país para que todas las parejas sean tratadas igual, indistintamente de su identidad sexual o de género, de su raza, de su sexo, del lugar en donde viven”, declaró Campbell.

Cuando el reloj marcó las 00:01 de este martes, el primer matrimonio entre dos mujeres se llevó a cabo, precedido de una gran celebración virtual, por las medidas de prevención ante la pandemia de Covid-19.

Las protagonistas fueron Dunia Araya y Alexandra Quiros.

A pesar de pronunciamientos como los de la CorteIDH, el acceso al matrimonio para las parejas del mismo sexo sigue estando vetado en la mayoría de los países de América Latina.

Bolivia, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú y República Dominicana no reconocen el matrimonio entre dos personas del mismo sexo.

En Argentina, Brasil, Colombia y Uruguay sí está garantizado en la ley, mientras que en México solo en algunos de los 32 estados del país.

Chile y Ecuador sí reconocen la unión civil, pero no con la figura del matrimonio.

En el mundo solo una treintena de naciones reconoce el matrimonio igualitario, siendo Europa el continente con más naciones (17) que ofrecen esa opción en sus leyes.

En América, Canadá y Estados Unidos también lo aceptan. Solo Sudáfrica lo permite en el continente africano y solo Taiwán en Asia; mientras que Australia y Nueva Zelanda en Oceanía.

En cambio, 67 países criminalizan la unión de dos personas del mismo sexo, según el informe Homofobia de Estado 2019 de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex.