Mediante un estilo de vida sano podemos prevenir enfermedades, vivir más y tener mayor calidad de vida. Es importante descansar correctamente, realizar actividad física y cuidar la alimentación. Los hábitos saludables son importantes.

Tips para cuidar tu alimentación

1.Comer conscientemente

Los indicadores de saciedad necesitan un tiempo para activarse y avisar al cerebro. Para comer sano en verano es recomendable comer lento y de forma consciente.

2.Beber agua

Debes ser consciente de la importancia de mantenerte hidratado/a, escuchar a tu cuerpo y beber cada vez que tengas sed. Prioriza siempre el agua y reduce al mínimo las bebidas azucaradas y alcohólicas.

3.Buscar alternativas

Llega el buen tiempo y las reuniones sociales se multiplican. Para que sea más fácil comer sano en verano puedes:

  • Llevar comida saludable cuando te inviten a una casa.
  • Ofrecer tu casa y preparar comida saludable.
  • Priorizar la comida casera ante la comida a domicilio.
  • Pedir las opciones más saludables en caso de comer en un restaurante (vegetales y carnes y pescados a la plancha).

4.Aumentar el consumo de verduras

Una preparación fría de las verduras te ayudará a comer sano en verano. Puedes hacer desde una ensalada con con verduras que sean de tu agrado.

5. Comer más legumbres

Desde una ensalada de garbanzos hasta lentejas. Las legumbres ofrecen muchas posibilidades y aportan muchos nutrientes.

Y por último recuerda también visitar a un especialista para que te oriente más a cómo cuidar tu alimentación de forma correcta y a tu estilo de vida.