¿Uno de tus propósitos para año nuevo era leer más y no lo estás cumpliendo? Estos tips te ayudarán sin duda alguna.

 

Intenta con audiolibros

Si sientes que todo el día estás ocupada con deberes, ya sea haciendo ejercicio, cocinando, o incluso lavando tu ropa; esta elección puede ser la tuya. Cuando tienes ganas de sumergirte en una historia pero no puedes acomodar tus actividades para colocar un libro en tus manos, puedes consultar estas opciones: storytel (te da 14 días gratis y posteriormente pagas $169 MXN al mes), Google (a través de Play Store ofrece contenido) y Amazon. Además, un estudio de TIME reveló que no hay diferencias significativas de comprensión entre leer, escuchar o leer y escuchar simultáneamente cuando un audiolibro era reproducido a un lector.

 

Visita un club de lectura

Dentro de la Ciudad de México, existe el Círculo de Lectores Roma. Existe hace cinco años y se reúnen casa semana en un café diferente dentro de la colonia Roma. Puedes contactarlos a través de su página de Facebook. Otra opción es la Cafebrería el Péndulo, que es conocida por su amplia selección en libros. Se realizan presentaciones y firma de autores, cursos de escritura, redacción, guionismo y fotoperiodismo. Alberga círculos de lectura que programa con algún tema en específico, sólo mantente al pendiente porque hay cupo limitado y una inscripción previa con costo. Aquí puedes consultar el calendario.

Incluso puedes empezar uno tú. Reúne a un par de amigos o compañeros de trabajo, con quienes puedas tener reuniones semanales o mensuales.

 

Organiza tus tiempos

Puedes tomar 30 minutos antes de dormir para dedicarte a leer un buen libro. Sólo estás sustituyendo el tiempo que dedicas a ver Facebook o Instagram antes de acostarte. Esto te ayudará incluso a mejorar tus hábitos de sueño. O si tomas el transporte público, puedes utilizar el tiempo de transcurso en leer un capítulo.

 

Lee más de un libro a la vez

Si estás encontrando difícil terminar un libro, está bien parar temporal o permanentemente. No hay ninguna necesidad de martirizarte cuando el punto es que estés disfrutando. Ten un libro para cada ocasión o estado de ánimo, esto te ayudará a variar tu lectura.

 

Aprende a leer más rápido

Evidentemente, esto te ayudará a leer más en menos tiempo. Además te entrenarás para leer eliminando distracciones. En YouTube podrás encontrar tutoriales (o existen libros que te pueden ayudar). Existen sitios como Udemy que ofrecen cursos para lectura rápida.

 

¡Diviértete leyendo!