Disminuye las células cancerosas y reduce el colesterol malo

CAPITAL DIGITAL

El consumo de aceite de oliva ayuda a prevenir las enfermedades cardiovasculares, disminuye las células cancerosas y reduce el colesterol malo.

Su uso se puede realizar en platos de comida fáciles como ensaladas o en guisados, así como tostadas de pan con aceite.

Los infartos al corazón son la primera causa de muerte en muchos países, y el consumo de aceite de oliva fortalece el corazón y ayuda a que no se endurezcan las arterias, al tiempo que promueve una excelente circulación.

Además este aceite disminuye las células cancerosas, pues uno de sus compuestos llamado oleocantal puede, en algunos casos, hasta erradicarlas.

El aceite de oliva combate varios tipos de cáncer, como el de la piel y el de mama, también el oleocantal tiene componentes antiinflamatorios que actúan de forma similar al ibuprofeno.

También favorece a un envejecimiento saludable, ya que posee efectos antioxidantes por su alto contenido de ácido oleico (ácidos grasos monoinsaturados) y a varios compuestos fenoles con poderes antioxidantes como la vitamina E y los flavonoides.

 

GG